jueves, 29 de enero de 2009

Esperando la luz que me permite cruzar la avenida libertador, una dama (?) con un ligero vestido que parece más que nada una remera larga que apenas cubre los muslos de sus piernas y mostrando sus probables artificiales atributos al mundo... algunos podrían decir que es una fiel seguidora al cuento de "Gato con botas". Cruza conmigo... claro como todo hombre desinteresado forzaba mi vista hacia el costado opuesto, como si fuera algo de todos los días.

Esta muchacha de edad considerada , trabaja en el mismo edificio que yo pero en el primer piso, fue musa de muchas teorías acerca de que se hace en ese lugar, desde empresas de pornografía web hasta experimentos alienígenas. Teníamos muchas pistas sueltas... hasta que nos animamos a preguntar a la gente nativa del lugar... ¿Que sucede en el primer piso?

La respuesta tiro abajo todas nuestras teorías... "Es la -sobrina- de uno de los concesionarios"... puedo citar el dialogo de hoy en el ascensor, luego que el piso de ella no se marco y tuvo seguir hasta el mio. "Ay, que bajón, no entiendo por que no habilitan las escaleras, me mato en el gimnasio, puedo subir". Mi respuesta fue una mirada profunda y reflexiva acompañada con un "aha..". Hay muchas preguntas, pocas respuestas... pero voy a cerrar este caso como sin resolver...

Por ahora...

7 Comments:

  1. Nacho said...
    Desilusión total... La parte más divertida es que viene y va, asi vestida, en colectivo... El tío podría regalarle un auto para esta altura, no?
    神風 said...
    神風 said...
    神風 said...
    神風 said...
    神風 said...
    神風 said...

Post a Comment